Primero conocimos la época de las cruzadas de la mano de Altaïr Ibn-La’Ahad y cómo reformó la Hermandad. Después nos trasladamos al renacimiento italiano siguiendo la vida de Ezio Auditore da Firenze, en los que a nuestro parecer fueron los tres mejores juegos de la saga, para seguir una historia de traiciones y autodescubrimiento. La siguiente parada en nuestro recorrido la realizamos en la época colonial para conocer a Connor Kenway (Ratonhnhaké:ton de nacimiento debido a su origen amerindio) que ayudó a forjar la independencia americana y de Aveline de Grandpré. Hacemos un salto hacia atrás en el tiempo y nos trasladamos a la era dorada de la piratería, acompañando a Edward Kenway, abuelo de Connor, con quien surcamos el Caribe para ondear la Jolly Roger y saquear a nuestro paso y Adewale que participó activamente en la liberación de los cimarrones. Tras esto, llegamos a uno de los capítulos más tristes en la historia de la Hermandad, con los hechos ocurridos en el periodo de tiempo entre Asssassin’s Creed IV: Black Flag y Assassin’s Creed III donde nos enteramos de la traición de Shay Patrick Cormac y el motivo por el que la Hermandad estaba casi extinguida en las colonias americanas y nos condujo al siguiente periodo de la historia, la Revolución Francesa, donde Arno Dorian luchó por la libertad. Avanzamos de nuevo a la Revolución Industrial, acompañando a los gemelos Jacob y Evie Frye para liberar Londres del dominio Templario. De nuevo, volvemos atrás en el tiempo, esta vez para conocer los orígenes de la Hermandad en Egipto de la mano del medjay Bayek de Siwa y su venganza por la muerte de su hijo a manos de la Orden de los Antiguos. Finalmente damos un último salto atrás en el tiempo y llegamos al juego en cuestión: Assassin’s Creed Odyssey.

ACOdyssey_Logo.gif

Comenzamos en la batalla de las Termópilas, encarnando al gran Leonidas con sus 300 espartanos (Au! Au! Au!) frente al ejercito Persa para a modo de introducción hacernos a las mecánicas del juego. Tras el prólogo, comenzaremos el juego propiamente dicho donde tendremos que tomar la primera de muchas decisiones, encarnar a Kassandra o su hermano Alexios. Sin entrar en spoilers, diremos que se trata de un juego de mundo abierto, con un mapa muy grande por el que movernos y con un escenario muy cuidado y lleno de detalles, donde continuamente tendremos que tomar decisiones que condicionaran como nos relacionaremos con otros más adelante.

Es cierto que recuerda mucho a Assassin’s Creed Origins, ya que muchas mecánicas del juego son parecidas, como el uso de nuestra águila, Ícaro (donde una vez más se aprecian los detalles del equipo de Ubisoft, ya que nada es por casualidad en este juego, ni siquiera los nombres), pero el juego no es un clon como muchos criticaban antes de probarlo siquiera. El juego tiene su propia personalidad, eso sí, sin perder el sello de la saga, con una historia muy cuidada que guarda muchos secretos esperando a ser descubiertos.

Para terminar, puesto que no queremos entrar en spoilers, solo diremos que es juego en nuestra opinión se merece un 9/10

Empuña la lanza rota de Leonidas y vive tu Odisea ¿Serás Kassandra o Alexios?

ACOdyssey_Logo_Horizontal_Bronze

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s